La magia del PP

Expolio, según el diccionario de la RAE, es el “botín del vencedor”.

El golpe de estado contra la democracia acabó hace casi 80 años pero el expolio de España contra Catalunya continúa. No fue algo puntual, se institucionalizó y se consagró como algo normal y natural.

Durante un tiempo se habló hasta la saciedad de ese expolio. El ministro Montoro dio orden de no publicar las balanzas fiscales en un intento desesperado de borrar las pruebas fehacientes del expolio catalán.

Muchos expertos han cuantificado el total anual del expolio y han coincidido en una cifra: 16.500 millones que viajan cada año hacia Madrid sin billete de vuelta. O lo que es lo mismo, algo más de 45 millones de euros diarios.

A veces, a la gente de a pie nos es difícil imaginar cantidades tan grandes de dinero. Por eso, voy a compararlas con algunas cosas que podrían hacerse con el dinero de un solo día de expolio, con esos 45 millones.

1.- Ayudas a la natalidad. Subvención de 630 euros a los 71.500 niños que nacen cada año en Catalunya. Si aplicamos un baremo en base a la renta (como hace el País Vasco), esa cifra podría ir de los 1.000 euros para las clases más desfavorecidas a los 150 para los más pudientes.

2.- Ayudas a la primera infancia. Construcción y financiación de todos los gastos (personal y funcionamiento) de 75 guarderías

3.- Ayudas de comedor. Subvención de 5 euros por día lectivo a 56.250 alumnos de primaria y secundaria

4.- Enseñanza primaria. Contratar 1.200 nuevos profesores de primaria para paliar los recortes del PP

5.- Enseñanza superior. Contratar 1.000 nuevos profesores universitarios

6.- Ayudas a la dependencia. Subvención mensual de 800 euros (10.000 anuales) a 4.500 dependientes

7.- Violencia de género. Subvencionar todos los gastos anuales de a) 100 pisos (personal, alquiler y gastos) para víctimas de la violencia de género; b) financiar los gastos judiciales y psicológicos de las mismas; c) disponer de asistentes sociales suficientes, de un grupo de educadores para dar charlas en las escuelas de primaria y secundaria y una unidad específica de los Mossos d’Esquadra

8.- Pobreza energética. Ayudas por importe de 1.500 euros anuales a 30.000 familias para pago de electricidad, agua y gas

9.- Ayudas a la juventud. Subvención de 200 euros mensuales durante un año para alquiler de vivienda a 18.750 jóvenes

10.- Accesibilidad. Hacer accesibles, con rampas especiales y robots de transporte, todas las playas de Catalunya.

11.- Economía. Mini-préstamos de 22.500 euros, y a bajo interés (1%), a 2.000 autónomos

12.- Parados de larga duración. Ayudas para transporte público por importe de 500 euros anuales a 90.000 parados de larga duración

13.- Tercera edad. Subvencionar los medicamentos hasta un máximo de 450 euros anuales a 100.000 jubilados con pensiones escasas

14.- Medio ambiente. Reforestación de zonas quemadas con 500.000 árboles

15.- Zonas públicas. Arreglo y urbanización de 1.000 plazas públicas

16.- Deportes. Construcción de 15 polideportivos

Hacer frente a estos 16 puntos apenas nos llevaría la mitad del primer mes de expolio y tendríamos un país más justo socialmente, a la altura de los países más adelantados.

¿Por qué ya no se habla de esto? Los magos hacen que fijemos nuestra atención en un punto mientras ellos hacen el truco en otro. Los expertos en comunicación al servicio del gobierno del PP son auténticos magos. Ya se han encargado de hacer un tremendo ruido mediático (prensa en papel o digital, radio, televisión, redes sociales) con otros muchos casos para desviar la atención de cosas simples que la ciudadanía puede entender fácilmente. Han aireado los casos de judicialización de la política catalana; han hablado de la exposición de Franco en el Born: han dedicado grandes espacios, primero, a la renuncia de Pedro Sánchez; luego al PSC y, por fin, al tema de la abstención. Se han volcado hasta con la maternidad de la alcaldesa de Barcelona. Todo es válido para desviar la atención de los espectadores y que el prestidigitador pueda actuar tranquilamente.

Pero no callaremos. Un truco donde se hace desaparecer 16.500 millones de euros cada año en perjuicio del pueblo merece que le dediquemos tanta atención como haga falta. Un prestidigitador hace desaparecer una paloma que es suya, el gobierno de Madrid hace desaparecer el dinero que es nuestro.

Chema Clavero, presidente de Súmate

Compartir